miércoles, junio 06, 2007

informes MM

internet 2.0


todo el mundo se está apuntando a esto del internet 2.o sin saber muy bien que es.
Desde MM queremos arrojar una pequeña luz sobre el tema y explicar pedagógicamente en que consiste y en que nos va a afectar.
Internet 2.o va a ser algo así como el problema del bailoteo.

Mucha gente de nuestra generación iba a las discotecas más para bailar que para ligar. Nos seducia más "creep" que esa rubia de curvas peligrosas. Pues bien, si queremos seguir con esta afición vamos a tener que cambiar de hábitos . Vamos a tener que ir a las discotecas de jovenzuelos en horarios de tarde. No nos queda más...ni nuestro cuerpo va aguantar hasta las 6 de la mañana ni nuestros compromisos laborables ni familiares(habrá quien tenga ya cachorros) nos lo van a permitir.
Y eso que va a comportar???
bueno, de entrada que muchos de nosotros nos encontremos al principio algo desubicados, sin conocer muy bien el medio, las músicas, los roles...pero eso con un par de copas se pilla rápido.
El problema es que a más de uno le va a seducir señorita de uniforme de colegio de sagrado corazón o jovenzuelo con corbatita roja y camisa blanco nuclear...
Todo puede acabar en una trama de amor y sexo ilícito e ilegal.

Eso sí, internet 2.o va a ser mucho más divertido que nuestro spectrum 48K. se lo aseguro.

4 comentarios:

Pigmalión dijo...

¿Está usted emparentando internet 2.0 con Rebelde Way o es que el Jet-lag aún mantiene mis neuronas con la presión del lejano oriente?

ORACLE dijo...

pigmailion; bienvenido de nuevo! bueno, pretendía hacer una analogía para que se entendiera lo que es internet 2.0 pero luego con el paso de las palabras y teclas bajo mis dedos creo que se me fue un poco de las manos...

aizun dijo...

yo creo que hace mucho que no va usted a una discoteca (lo mismo podría decir de mí misma), pero me da a mi que las niñas ya no van de uniforme, y los niños ya no van con corbata. Más bien predomina el look 'putón verbenero' para ellas y 'rapero de mi barrio' para ellos.

ORACLE dijo...

aizun; demos pues una lección de glamour y abarrotemos sus discos.